Blog Image

El blog de Susana

Sobre estas páginas

En estas páginas plasmo mi opinión y mis experiencias.
Visite también:
https://susana-cancino.blogspot.com/

La escritura tipográfica alemana

Lenguaje(s) Posted on Sat, January 19, 2019 19:23:18

Quisiera hablar sobre
un poco de historia, de las llamadas letras negras alemanas.

La gótica de fractura (Fraktur) y la gótica cursiva (Schwabacher)
son letras de escritura tipográficas, que se usaban en los libros impresos alemanes
desde el siglo XVI. La gótica de fractura, sin embargo, ganó renombre y se
impuso sobre la gótica cursiva hasta el siglo XIX. Desde fines de aquel siglo comenzó
a usarse mayormente la tipografía tipo Antiqua en el ámbito científico y la gótica
de fractura fue dejada de lado, aunque en otros campos logró mantenerse hasta después
de la Primera Guerra Mundial. La Antiqua logró sobresalir y la gótica de
fractura desapareció, hasta que el régimen nazi la devolvió a la vida, considerándola
como la “escritura alemana” por excelencia. El Ministerio del Interior del
Tercer Reich exigió, incluso, la conversión de las máquinas de escribir a
escritura de tipo gótica de fractura. Sin embargo, el dictador de la época, Adolfo
Hitler, no consideraba a la gótica de fractura como perteneciente a la
ideología ancestral alemana, y la conversión de las máquinas de escribir se
detuvo.

La caligrafía Sütterlin lleva su nombre
por su creador, Ludwig Sütterlin. En el año 1915 se utilizó por primera vez en
Prusia, para facilitar la escritura caligráfica en los colegios. En 1935 fue nombrada
la “escritura del pueblo alemán”. No obstante, en 1941, en medio de la Segunda
Guerra Mundial, el régimen nazi prohibió de pronto las “letras negras” (gebrochene Schriften). Martin Bormann, presidente
del Partido Nazi, argumentó en nombre de Adolfo Hitler, que las llamadas letras
negras tenían origen judío, por tanto, eran indeseadas. En aquella época, todo
lo relacionado con el judaísmo fue menospreciado, incluyendo al pueblo mismo.
Lamentablemente, no sólo los tipos de escritura fueron eliminados, sino que
también el pueblo. Tiempos negros de una dictadura, que dejó huella en el
tiempo.

https://rettendeutschesprache.blogspot.com/2019/01/die-deutschen-schriften-und-die.html



Un idioma estropeado

Lenguaje(s) Posted on Mon, November 05, 2018 10:35:37

El oficio de traductor es bastante complejo. No sólo requiere
esfuerzo, sino que mucho estudio en los campos a traducir. Lamentablemente,
este oficio está desprestigiado, porque mucha gente cree que “hablar” más de un
idioma le da derecho para ponerse a traducir de un día para otro. Así como así
y a precio de ganga. Por ello, todas las barbaridades que aparecen no son pura
culpa del Traductor de Google. Y el mercado cae, porque los traductores buenos
y con experiencia son excesivamente caros. Como un traductor tampoco es una
máquina, lograr una buena traducción requiere dedicación, mucho tiempo y hasta nervios
de acero. Tengo muchas anécdotas de mis años de trabajo; buenas y malas. Todos
cometemos errores y, más que avergonzarse por ellos, hay que tratar de no
volver a cometerlos. Tuve clientes que trataban de imponerme terminología, a
pesar de que estaba incorrecta. Se dice que el “cliente es rey” y de verdad que
no vale la pena discutir; al fin y al cabo, ese cliente se buscará un traductor
que lo complazca, y uno terminará perdiendo, no sólo el trabajo, sino que el
orgullo. No se puede salvar al mundo, menos aún, hacer que la gente escuche y
cambie de opinión. Una tarea imposible, ¿no es así? Pues sí, aunque siempre hay
gente que quiere escuchar y cambiar de opinión para mejorar.

Recuerdo haber conocido gente que traducía películas del inglés al
español. En Chile las películas en el cine se muestran con subtítulos, con
excepción de las para niños. Sólo en televisión son dobladas al español. Bien,
en Alemania son todas dobladas, tanto en cine como en televisión. Ya había
escrito algo acerca de que nombres como “papá” y “mamá” no son traducidos de
las películas estadounidenses, sino que se dejan en inglés. Así como el “señor”
o “señora”. Mi hija veía en una época la serie “Violetta” y me sorprendí al
escuchar que tampoco se traducía desde el español. Si algún día los chinos nos
invaden con su cine, vamos a tener todos que aprender a hablar ese idioma.
Porque es una catástrofe sin dimensiones, que en este país, en las películas ya
no se traduzca lo esencial. Con razón la gente no entiende ni la mitad y cada
día es peor. Es cierto que acá no todo el mundo sabe inglés. Y hay gente que
dice saber hablar, pero una cosa es saberse la gramática y vocabulario, otra
muy distinta es comunicarse con un nativo que habla a mil por hora con un sinnúmero
de modismos o un idioma con acento. No lo sabré yo. En alemán es lo mismo, tal
vez, peor, ya que muchos hablan dialectos regionales. Por cierto que un alemán
del norte no pronuncia igual que un bávaro. O un suizo. En fin, los alemanes
tienen muchos complejos; no sólo que todos son “nazis”, sino que fueron
ocupados hasta hace poco por tropas estadounidenses (Esto de los complejos da
tema para comentarios aparte). En el idioma van de mal en peor. Hace varios
años se impuso una reforma gramatical, y muchas palabras fueron “simplificadas”.
Un par de años después,
sin embargo, la política se dio cuenta que esta reforma no había ayudado, al
contrario, que había traído confusión, así que muchas cosas se revirtieron. Otros
políticos habían oído de un nuevo método de aprendizaje, muy eficaz, al parecer,
y dejaron la puerta abierta para que los colegios eligieran si implantar este
sistema o no. Muchos lo hicieron; otros, por suerte, no. Esta “maravilla”
consistía en los niños de primer y segundo básico debían aprender a escribir
sin reglas gramaticales, sólo por oído. Pues ¿cómo hacer entender a un niño de
tercero que ha escrito mal durante dos años, y que ahora debe escribir de otra
forma? Es el pensamiento de muchos padres. Y profesores. Hace un par de años no
se enseñaba inglés en la básica (acá del primer al cuarto año); el inglés
obligatorio se impuso hace un par de años; este año, repentinamente, sólo es
obligatorio para los terceros y cuartos. ¿La razón? Los niños no hablan bien
alemán. ¿Y recién se dan cuenta? Por supuesto, que la culpa la tiene la
inmigración. Pero, ojo, que esto es lo que piensa la gente de la calle, con
quien uno convive el día a día, quienes escriben en los foros de los
periódicos. Culpa de quién sea, para mí está claro, que falta responsabilidad política.



Mom und Dad

Lenguaje(s) Posted on Tue, October 02, 2018 10:57:11

“Mom” es la palabra inglesa para mamá y
“Dad” para papá. “Und” es en alemán la conjunción “y”. En el cine y la
televisión alemanes, todas las películas extranjeras están sincronizadas y no
subtituladas. Pues bien, hace un par de años hice un magíster (máster) en una
universidad española, y me recalcaron, que los nombres propios no se traducían.
Por ello, quizá, hoy nadie traduzca los nombres. Personalmente, estoy en
contra, pero como mi opinión no importa, tampoco la voy a dar acá. Voy al
hecho concreto: ¿desde cuándo son papá, mamá, abuela o señor, nombres propios?
Es la única explicación que me parece posible a tanto uso desmedido, inadecuado
y superfluo de palabras inglesas en las traducciones. Que en una película sobre
la milicia a cado rato salga el “sir”, “colonel” o “captain” habiendo una correspondiente
y adecuada traducción al alemán, es motivo para abandonar el cine. Uno se
acostumbra, pero no es la idea. A veces, cuando no encuentro una explicación a
algo o, sencillamente, no quiero darla (y evitar polémicas), digo que “estamos
en Alemania”. En Francia se traduce todo, y en ese sentido, debo alagar al
profesional que se da la tarea de “reinventar”, como en el caso de los libros
de Harry Potter, donde se dieron hasta al trabajo de darle un nombre francés a
las casas del internado. ¿Dónde está el problema de llamar “Mama” (mamá) al
“mom”, o “Papa” (papá) al “dad”, como corresponde? Las palabras alemanas
“Mutter” o “Vater” están cayendo en desuso. Aunque una amiga alemana se
sorprendió que un niño de cuatro llamara “Mutti” (mami) a su madre. Una
excepción a la regla.